Carlos Sierra

Optimización de imágenes

Muy buenas a todos y bienvenidos una semana más al blog SEO para Todos. Esta vez me gustaría tratar el tema de la optimización de imágenes, algo sencillo pero que muchas veces por pereza, o porque le restamos importancia, dejamos de lado.

Con la optimización de imágenes no solo conseguiremos darle un empujón SEO a nuestra página sino que también lograremos aumentar la velocidad de nuestra web, de una forma fácil y rápida. Y por supuesto, gratuita 😉. 

Con esta entrada buscare decirte cómo optimizar las imágenes de tu web, concretamente si utilizas WordPress, en un futuro trataré el tema de la optimización de imágenes para Google My Business o la optimización para aparecer en búsquedas por imágenes, que tienen aspectos en común pero algunas diferencias relevantes.

Optimización de imágenes: peso de la imagen

¡Vamos a ponernos al lío! Una vez tengamos la imagen perfecta para nuestra página, el primer paso será optimizar el peso de la imagen, es decir, el espacio que ocupa. Pero, ¿qué vamos a conseguir con ello? 

  • Posicionar mejor nuestra página.
  • Mayor velocidad de carga.

La velocidad de carga es fundamental, tanto si pensamos en posicionar nuestra web como si pensamos en darle un buen servicio a nuestros usuarios. Y es que a nadie le gusta esperar 4, 5 segundos o incluso más para acceder a una web. Por lo que una página con imágenes con un peso adecuado cargará más rápido, ofreciendo una mejor experiencia de uso.

Esto cobra especial relevancia en el caso de e-commercs o cualquier tipo de web llena de imágenes, puede ser clave. Además, ayudará a que tu página posicione mejor, por lo que son todo beneficios 🦾

¿Cómo vamos a optimizar el peso de la imágen?

Optimización de imágenes

Si utilizas Photoshop seguro que te has fijado que, una vez vas a exportar o guardas una imagen, te pregunta a que tipo de archivo quieres exportar así como la calidad.  Por norma general elegiremos jpg, a no ser que nuestra imagen tenga fondo transparente, que no quedará otra que hacerlo en png. 

En cuanto a la calidad iremos moviendo la barra hasta que la imagen quede entre 100 y 150kb. Esto no es algo dogmático, ya que si una imagen tiene un gran protagonismo, como una imagen de portada, podremos dar un poco de manga ancha, para no sacrificar en exceso la calidad de imagen. También tendremos que tener en cuenta la cantidad de imágenes que vaya a cargar la página, a mayor cantidad de imágenes más estrictos tendremos que ser con su peso.

Pero, ¿y si no sabes manejar Photoshop? No pasa nada, tienes webs que te permiten comprimir imágenes de forma online. Yo he utilizado Tinyjpg y compressjpeg y los resultados han sido muy buenos. 

Optimización de imágenes: nombre, título y texto alternativo

Una vez tenemos ya nuestra imagen con un peso razonable quedan optimizar los datos de la misma. Estos son tres: nombre de archivo, título y texto alternativo.

Es muy importante dejar claro en cuanto antes que cada nombre, titulo y texto alternativo deberán ser únicos, además en dichos campos hay que introducir la keyword, así que si tenemos varias imágenes en una misma página, ¿cómo lo hacemos? Muy fácil, mediante keywords secundarias, keywords longtail, variables semánticas…

Teniendo claro que el contenido en cada campo no puede repetirse, es decir no puede haber dos títulos iguales, 3 alts… Voy a explicar cada uno de ellos:

  • Nombre del archivo: es el nombre con el que hemos guardado el archivo en nuestro ordenador. El nombre del archivo debe contener alguna variable de la keyword principal y además ser descriptivo. Además de ayudar a posicionar nos ayudará a tener un poco más organizada nuestra biblioteca de medios, lo cual siempre es de agradecer😅
  • Titulo: por defecto mostrará el nombre del archivo. El titulo debe ser introducido mediante guiones, sin caracteres extraños y de forma breve. 
  • Texto alternativo: o comúnmente abreviado como “alt“. Es el atributo de la imagen que más “fuerza de posicionamiento” tiene. Aquí debemos escribir nuestra keyword, o variable de esta, de forma correcta: a diferencia del título podremos usas espacios, acentos o números, además puede ser más extenso que el título.

¿Dónde se optimizan las imágenes?

Optimización de imágenes

Esta parte de la optimización la podemos realizar “en vivo”, es decir, mientras estamos maquetando nuestra página o post. Símplemente al añadir una imagen nueva a la galería de WordPress aparecerá un menú como este, en el cual tendremos distintos campos: Texto alternativo, título, Leyenda, descripción y URL del archivo. A nosotros nos interesan solo dos campos, los señalados: Título y Texto Alternativo.

En caso de querer optimizar imágenes que ya están publicadas, ¿debes volver a subirlas y añadir los datos? ¡Para nada! Puedes ir a la biblioteca de medios, buscar la imagen en cuestión (aquí ayuda el ponerles bien el nombre 😉😉) hacer clic sobre ella y nos desplegará el mismo menú.

¿Y la leyenda y descripción? Esto es relevante si quieres posicionar, por ejemplo, las imágenes en el buscador de imágenes de Google, pero no repercutirá al posicionamiento de tu web por lo que podemos dejarlo en blanco. 

Ahora si, ya conoces cómo debes optimizar tus imágenes para lograr mejorar tu posicionamiento SEO y la velocidad de tu web. Si te ha gustado el post puedes seguirme en cualquier red social, donde puedes preguntarme lo que quieras. O también puedes dejarme un correo en la sección de Contacto ¡Un saludo! 🤖